Williconsejos 01

Os lo prometí ayer, y aquí está el consejo que os doy.
Ya debéis saber que a los gatos nos gustan las cosas buenas, es decir, buenas para jugar.
A mi me encantan las pegatinas, sobre todo las que tienen cositas a rayas de esas.
Pero hay que poner límites a lo que le gusta a uno y este es mi consejo:

¿Pensáis que me la he comido? Pues no, es el truco de la mesa: la pego en la mesa y luego me relamo. Todos los humanos piensan que me la comí, pero de eso nada: las etiquetas no se comen. Toma nota.

Anuncios

12 comentarios so far »

  1. 1

    UltraLo said,

    Uy! Qué gran consejo! Un día de éstos te presento a mis gallinas que también saben muchos trucos xD

  2. 3

    julencin2000 said,

    Muy buen consejo, Willi ^_^

  3. 4

    Madam Beus said,

    qué mono! jajaja Yo adopté un gatito buenísimo, es un santo (bueno, no lo tengo yo, sino un amigo porque allí en su casa puede corretear mejor) y le dan un pánico atroz las etiquetas! Las mira, las vigila, acerca la pata, y en cuanto la toca salta y sale corriendo!!

    • 5

      willifoc said,

      ¿No le gustaste el gatito ese? ¿Prefirió irse con tu amigo? No comento.
      Lo de las etiquetas es innato: o te gustan o las odias. ¿No te pasa lo mismo a ti con algunas cosas?

      • 6

        Madam Beus said,

        Bueno, es que en mi casa no me dejan tener animales porque no tengo mucho espacio.

        En cuanto a las cosas que o te gustan u odias.. Sí, creo que nunca le veré la gracia al repollo.

        Tengo ganas de ir a verte un día, Willi ^_^

  4. 7

    El Capitán said,

    Esto es como lo de “bolsas caca”, pero “pegatinas caca”. ¡Muy bien Willi! Eres una gatita espabilada xD

  5. 9

    ale/pepino said,

    ¡Cómo mola la música! Parece salida de Sr. Pussy, pero supongo que será el eslabón anterior. ¿Qué es?

  6. 11

    Misifusa said,

    Willi, he soñado contigo esta noche. Te tirabas encima de un gato atigrado precioso que dormitaba en medio de un camino y te ponías a dormir encima de su barriga.
    ¡Con lo insociable que tu eres en la vida real!

    Y encima luego os escapabáis juntos a una comuna gatuna en una casa de campo. Y yo preocupada porque solo comes croquetas de gato, cosa que esa comuna no sabía ni lo que era. Y además no llevabas tu collar identificativo…….

    Anda que los sueños, sueños son que dijo Calderón.


Comment RSS · TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: